Estilo

Alisson Wassmer: “Quiero que el universo mire la alegría y fe de los nicaragüenses”
Alisson Wassmer
Foto: Staff Niú

La Miss Nicaragua 2021, Alisson Wassmer, asegura que todas las jóvenes nicaragüenses, sin importar sus tallas, puedan aspirar a la máxima corona de belleza

     

Alisson Wassmer, Miss Nicaragua 2021, es una joven de 26 años de edad, diseñadora gráfica, fotógrafa de productos y fundadora del primer bar de cereales en Nicaragua, Cerealísimo. Este jueves 25 de noviembre viajó a Israel, país sede de la edición número 70 de Miss Universo.

Wassmer es evangélica y maestra de escuela dominical de niños. Desde su coronación ha enfatizado la importancia que tiene Dios en su vida, y quiere que “el universo la recuerde como una mujer fuerte y de fe, que no tiene vergüenza de hablar de Dios”, afirma.

Durante su coronación, el pasado 14 de agosto, al menos unas cinco veces su antecesora Ana Marcelo le repitió: “vos ganaste”, para que reaccionara y saliera de su estado de shock y aceptara que había ganado el título de la mujer más bella de Nicaragua.

Desde su presentación como candidata oficial, Alisson fue sujeto de críticas por sus tallas y curvas, por ello se propuso romper con las “críticas y prototipos de bellezas”, para mostrarle a las mujeres nicaragüenses que todas “pueden ser Miss Nicaragua”, y ahora se ha planteado hablar en cada oportunidad que tenga sobre el “amor de Dios” durante y después de su participación en el Miss Universo.

En una entrevista con Niú, Alisson habla acerca de sus metas en Miss Universo, su vida como joven emprendedora y el mensaje que quiere llevar a las mujeres nicaragüenses.

¿Quién era Alison Wassmer antes de participar en un concurso de belleza?

Cuando me preguntan quién era, no me gusta decirlo como quien fuí, sino también decir que sigo siendo la misma Alisson, la misma persona, con los mismos principios, con el mismo corazón, solo que ahora soy una mejor versión de mí, una mujer más fuerte, una mujer que se ha dado cuenta de lo que es capaz sobre todas las cosas.
Estudié diseño gráfico en la Universidad Centroamericana y trabajé como fotógrafa de productos durante diez años, así que desarrollé mi carrera de diseño gráfico y el día de hoy soy Miss Nicaragua, y también soy emprendedora y tengo mi propio negocio.

¿De qué trata tu emprendimiento? ¿Y qué es lo difícil de iniciar?

Creo que a todos nos da miedo emprender e iniciar un negocio, pero creo que una vez que vos te tirás y abrís esas barreras, te enterás de lo que sos capaz, de lo que sos posible de lograr.

Sí, es difícil; a mí no me gusta mentir, es difícil. Es un reto, pero creo que estos retos te hacen ser más fuertes, te hacen ser más confiado, y sobre todas las cosas, siempre mi fe en Dios.

Mi negocio es muy diferente, es algo inusual, que nunca se ha visto en el país: es el primer bar de cereales en Nicaragua, es una idea que traje de Europa. Es importante que nos fijemos, que observemos qué podemos traer a nuestro país, qué podemos aportar, porque es bonito, la diversidad de culturas y traer cosas nuevas.

¿Qué pensabas antes de los concursos de belleza?

Sinceramente, antes los concursos de belleza no me gustaban para nada, no me gustaban en absoluto, porque trataban a las mujeres como un adorno lindo, como un florero lindo, que adorna el lugar, pero nada más, no sirve más que para eso.

Ahora, gracias a Dios que el mundo ha cambiado, todo se ha visto diferente y ahora las mujeres nos hemos empoderado, hemos demostrado al mundo de lo que somos capaces, de que somos fuertes, que somos resilientes, que somos emprendedoras y que somos mujeres de guerra.

Eso me motivó a entrar a estos concursos para ver el cambio y la diferencia, ya no somos solo adornos bonitos, sino que tenemos algo que aportar al mundo.

¿Qué significa representar a un país como Nicaragua en un concurso internacional?

Lo significa todo. Justamente estaba hablando hace unos días, sobre lo importante que es mi gente, mi tierra, que los nicaragüenses se sientan identificados conmigo, y yo creo que lo llevo muy bien.
Considero también que los nicaragüenses somos gente trabajadora, luchadora, emprendedora, fuerte, capaz, y todo eso es lo que yo he sido a lo largo de mi vida, una mujer fuerte, y voy en nombre de todos los nicaragüenses.

En tus redes sociales compartís mensajes sobre Dios, ¿qué significa para vos Dios?

Para mí es el inicio y el fin de todo. ¿Por qué lo hago o cuál es la misión? Tengo un propósito en el mundo bien claro, que es el servir a otros, pero también el servir a otros en nombre de Dios, quien es el que a mí me ha dado todo, lo que yo tengo hasta hoy en día, quien es el que me dio la corona.

A veces yo no entendía porqué había ganado, pero luego lo comprendí y sé que Dios está trabajando en algo, Dios está hablando a través de mí, entonces puedo cambiar vidas, quizás un corazón que estaba triste o se sentía solo, si yo le hablo de lo mucho que Dios le ama, lo especial que es para Dios, cuando esa persona entiende su propósito y su misión en el mundo, su corazón se llena de alegría, de gozo, de amor, de paz.

¿De qué trata tu servicio a Dios?

Soy profesora de escuela dominical en mi iglesia que se llama Ministerio Vida Visible, tengo tres años de ser maestra. Les enseño a los niños lo que es la biblia de una forma diferente, no como un adulto, más dibujitos, me encanta dibujarles.
Creo en los dones, creo que Dios a todos nos dio dones y creo que este es mi don, el conectar con los niños, para mí los niños son la fuente más importante, Dios una vez se lo dijo a sus discípulos: el reino de los cielos le pertenecía a los niños y es por la pureza, por el alma noble que ellos tienen.

Hablaste que al convertirte en Miss Nicaragua ibas a cambiar y que también ibas a ayudar en el cambio. ¿A qué te referís con esto ?

Quiero que las jóvenes se den cuenta, las madres, las abuelas y las tías también, porque cumplen un papel fundamental en la vida de nosotras, que el ser miss Nicaragua va mucho más allá de un cuerpo, del físico.

Miss Nicaragua es qué le vas a dar a tu país, qué vos le estas dando a tu país, qué le estás dando a otros, qué tenés en el corazón, qué estás proyectando, que luz estas dando, ese es el cambio que yo he traído a esta plataforma que es Miss Nicaragua, que posiblemente yo no era el prototipo de mujer que gana en un certamen, pero sé que Dios está haciendo un plan, que Dios está haciendo un cambio, no solo en Miss Nicaragua sino en el mundo entero

La noche de coronación te preguntaron sobre qué lecciones nos está dejando la pandemia. Si te vuelvo a hacer la misma pregunta ¿cuál sería tu respuesta?

Siempre mantendría mi respuesta. Me solidarizo con las personas que han perdido seres queridos, porque todos hemos perdido a alguien, es inevitable decir que no todos hemos perdido a alguien, todos hemos perdido amigos, familia, todos hemos perdido un vecino a alguien a causa de esta enfermedad.

El mensaje que también yo les dejaría, es que aprovechemos cada segundo de nuestra vida que todos los días tienen una importancia grandísima, nuestra familia, nuestros padres, a veces vamos tan rápido en esta vida que no nos detenemos un momentito a darle un beso a nuestra mamá, nuestro papá, a nuestros hermanos, y no sabemos si va a ser la última vez que lo vamos a ver.

Si en tu participación en Miss Universo te preguntasen cómo es el pueblo nicaragüense, ¿cómo lo describirías?

Alegrísimo, somos vivaces, alegres; tenemos una cosa que nos encanta compartir con todo el mundo, le abrimos la puerta de nuestra casa a reymundo y todo el mundo. En Navidad, a mí me sorprende que todas las casas están abiertas, entonces el vecino va donde el otro, el otro donde otro, todo el barrio.

Esa es Nicaragua, alegría, es felicidad, un pueblo unido, un pueblo fuerte, un pueblo que ha pasado por muchas situaciones, que sigue pasando situaciones, y aun así se mantiene fuerte, porque cuantos emprendedores han salido adelante, aun en medio de todas las cosas y entonces eso te quiere decir que es un pueblo con fuerza, un pueblo determinado, un pueblo que va directo a su meta, que a veces no nos creemos que tan fuertes somos, hay algo tan genial que tenemos los nicaragüenses que tenemos una comparación, así que el nicaragüense es como un volcán, como es el volcán, es fuerte, aguerrido, explota y no le importa lo que halla a su paso y así es el nicaragüense que va adelante. Eso es lo que yo quiero que mire el universo

¿Cuál es la huella que quieres dejar en el Miss Universo?

Foto: Staff Niú

Es tan fácil decir porque es lo que yo soy, la esencia de Dios iluminando todo, eso es lo que yo quiero que quede en Miss Universo, aquí vino una chavala nicaragüense que no le importaba decirle al mundo lo mucho que ama a Dios.

Yo le digo (a Dios), si vos no estás a mi lado, que no me haga salir, o sea, de qué me sirve salir sola, sino voy con vos, no me sirve de nada, yo necesito aquí, a mi roca, a mi lado, y eso es lo que quiero que mire el universo: que Alison es una mujer de fe y una mujer fuerte.

¿Qué personaje nicaragüense admiras y por qué?

A Gioconda Belli, porque es una mujer fuerte e inteligentísima, una mujer que de su boca solo sale poesía. Cuando leo algo me gusta sentir que estoy viviendo el sentimiento de esa persona, y Gioconda Belli es capaz de transmitir lo que ella va sintiendo.

Esa fuerza que tiene esa mujer al escribir, es una fuerza que yo no la he encontrado, pero sobre todas las cosas, como ella dice en uno de sus poemas, que yo bendigo el hecho de haber nacido mujer, bendigo el hecho de que ella es mujer representante digna nicaragüense, y que ella es una mujer que yo admiro mucho.