Cultura

Sergio Ramírez nombrado Doctor Honoris Causa por la UNA de Costa Rica
Sergio Ramírez por Pedro Molina

Universidad Nacional (UNA), de Costa Rica, otorga distinción al escritor nicaragüense exiliado por la persecución política de Daniel Ortega

     

El Doctor Honoris Causa, “máxima distinción que concede la UNA (Universidad Nacional, de Costa Rica) a personas eminentes que destaquen de manera singular en el campo de la investigación, de la docencia, de la extensión, en el cultivo de las Ciencias, las Artes y de las Letras”, fue otorgado al escritor nicaragüense Sergio Ramírez, como reconocimiento a su larga trayectoria, informó la casa de estudios superiores a través de su sitio web.

El título al escritor nicaragüense exiliado por la persecución política del Gobierno de Daniel Ortega fue otorgado el pasado 4 de noviembre de 2021, a través de un acuerdo tomado por el Consejo Universitario de la UNA. Las autoridades universitarias valoran que la obra de Ramírez “ha posicionado a Centroamérica en el escenario mundial”.

Otras universidades han brindado el título de Doctor Honoris Causa a Sergio Ramírez Mercado, como reconocimiento a su labor literaria. Entre ellas, la Universidad de Chile La Universidad Autónoma de Nuevo León, en Monterrey, México; la Universidad Latina, de Panamá; la Universidad de Catamarca, de Argentina; la Universidad Blaise Pascal de Clermont-Ferrand, en Francia; la Universidad Central del Ecuador, entre otras

Medalla de Oro del Círculo de Bellas Artes

En octubre de 2021, el Círculo de Bellas Artes de Madrid, España, también otorgó a Ramírez Mercado la Medalla de Oro “al compromiso y la valentía de Sergio Ramírez, tanto en su literatura como en su lucha por la libertad de pensamiento y expresión”, informó la organización.

El escritor ha sido perseguido por la dictadura en los últimos meses. Su novela más reciente: «Tongolele no sabía bailar«, que es la última de la trilogía sobre las aventuras del inspector Morales, ha sido el detonante de la persecución del régimen orteguista, que prohibió su venta en librerías del país y confiscó sus ejemplares, según explicó el escritor al periodista Carlos Fernando Chamorro en el programa Esta Semana

Ramírez aseguró que «Tongolele no sabía bailar» agradece esta prohibición porque va a haber mucha curiosidad y mucha intriga de gente que, a lo mejor, no pensaba leer el libro, por saber qué dice este libro como para haber sido prohibido”.

La persecución de Ortega contra Sergio Ramírez

A inicios de septiembre, el régimen orteguista ordenó la captura del escritor y el allanamiento de su vivienda en Managua, argumentando una acusación del Ministerio Público por supuestos «actos que fomentan e incitan al odio y la violencia» y por recibir dinero, a través de su fundación cultural “Luisa Mercado”, de parte de la Fundación Violeta Barrios de Chamorro (FVBCh), a la que el Daniel Ortega acusa de supuesto lavado de dinero. Durante una citatoria en la Fiscalía, Ramírez explicó que su relación con la FVBCh fue la colaboración con el festival literario Centroamérica Cuenta.

En una declaración enviada a los medios de comunicación tras la acusación, Ramírez denunció: “Daniel Ortega me ha acusado a través de su propia Fiscalía y ante sus propios jueces de los mismos delitos de incitación al odio y la violencia, menoscabo de la integridad nacional y otros que no he tenido tiempo de leer, acusaciones por las que se encuentran presos en las mazmorras de la misma familia muchos nicaragüenses dignos y valientes”, en relación a las decenas de presos políticos que Ortega ha ordenado encarcelar desde finales de mayo de 2021, además de otros cientos encarcelados desde 2018, tras el estallido de las protestas ciudadanas bautizadas como Rebelión de Abril.

Ramírez, también ganador del premio Alfaguara de Novela 1998, recordó que “no es la primera vez” que fabrican acusaciones en su contra, porque en 1977 la dictadura somocista lo acusó “por medio de su propia Fiscalía y ante sus propios jueces de delitos parecidos a los de ahora: terrorismo, asociación ilícita para delinquir y atentar contra el orden y la paz, cuando yo luchaba contra esa dictadura, igual que lucho ahora ahora contra esta otra».

«Soy un escritor comprometido con la democracia y por la libertad, y no cejaré ese empeño desde donde me encuentre», destacó el escritor, exiliado en España.

El escritor fue vicepresidente de Nicaragua en los años ochenta, durante el primer Gobierno del Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN), del cual se distanció en los años noventa, dedicándose únicamente a su labor literaria.

Sergio Ramírez Mercado (Masatepe, 1942), es novelista, cuentista, ensayista y ha sido periodista, político y abogado. Se inició como escritor en 1960 y en 1970 publicó su primera novela “Tiempo de fulgor”. En 1998, con “Margarita, está linda la mar”, ganó el Premio Alfaguara de novela.

Su más reciente producción es la trilogía protagonizada por el inspector Dolores Morales, una novela negra que comenzó con «El cielo llora por mí» (2008), «Ya nadie llora por mí» (2017) y ahora «Tongolele no sabía bailar«, en las que habla de historias de corrupción y abuso de poder. La obra de Sergio Ramírez Mercado ha sido traducida a más de veinte idiomas.